Torni Segarra

Seleccionar página
7309. Si estamos en orden, no en confusión, no en conflicto, no neuróticos, los sonidos que nos lleguen, ya sean de máquinas, como de la naturaleza, no nos molestarán.
Todo depende de lo que tengamos dentro de nosotros: si estamos en unión con todo, tendremos compasión y amor, tendremos comprensión e inteligencia.
 
7310. ¿Qué diferencia hay entre ese chimpancé, agradecido y temeroso a la vez ante los hombres que lo manejan y no comprende sus actitudes, y los humanos en su esencia psicológica? No hay ninguna. Tanto los chimpancés, como los hombres necesitamos afecto, cariño, respeto, para sentirnos seguros. Y así poder hacer lo necesario para poder sobrevivir. Pues si no recibimos ese afecto y cariño, respeto, nuestras vidas se convierten en una batalla continua para vencer, derrotar. Lo que quiere decir, ser brutales y crueles de una manera natural, como algo cotidiano, sin darle ninguna importancia, para sentirnos seguros.
Cuando la máxima seguridad posible está en la compasión y en  el amor.
 
7311. ¿Cuándo hacemos algo de verdad, con todo nuestra energía, con toda nuestra atención, hay esfuerzo alguno? Lo que quiere decir, que donde hay esfuerzo no hay amor. Sino conflicto entre deseos contrapuestos, entre fuerzas antagónicas cada una estirando hacia ella. Lo que se desencadena confusión, desorden, conflictos. Y de esa manera la energía no puede fluir, llegarnos en su totalidad.
 
7312. Los que utilizan las amenazas, la ley como si fuera la palabra de dios para los beatos fanáticos, para poder conseguir obligar a los otros, que no quieren hacer ni aceptar lo que se les impone dictatorialmente, es propio de personas ineptas para poder poner orden, paz, concordia y armonía. Son poseídos por la rabia de perder lo que creen que todo es de ellos, ya que siempre lo ha sido sin serlo verdaderamente.
 
7313. ‘¿Qué hay más allá?’
Depende de lo que busquemos. Si buscamos la verdad última, ésta está muy cerca, dentro de nosotros. Y no la podemos explicar con  palabras. Pues no hay manera de describir el infinito, la eternidad, el vacío, la nada.
                
7314. Miguel, te vi en el programa…,  de ayer. Gracias.
Creo que fue todo él pedagógico para ti: primero todos tus compañeros de mesa eran pesos pesados, todos colocados en sus respectivas maneras de vivir –su negocio-, con su jerga, etc. Y después cuando pasaron esas imágenes de los socialistas, del PSOE, Felipe González y Alfonso Guerra, cuando comenzaron. Y así pudimos ver dónde han acabado.
Lo de pedagógico lo he dicho para que veas, tal vez, como acabarás tú y Podemos. Porque, seamos realistas, los políticos tienen sus maneras –como las tenemos todos- y si se quiere jugar a político, se ha de hacer lo que todos ellos hacen. Siempre ha sido así y siempre lo será. Es como entrar a un club de mafiosos, ¿si entras, no estás obligado a ser mafioso? Y si no eres mafioso, ¿por qué entras en ese club, corrupto e inmoral?
¿Cómo nos vamos a liberar de la monarquía y del ejército, que la apoya y defiende; de la iglesia católica y sus prebendas millonarias, etc.; de los empresarios que no hacen la declaración de renta, de sus fraudes y corrupción? Ya que si el dinero que se llevan, se podría invertir en los menos afortunados. Todo eso es muy serio. Y si se pudiera hacer todo eso, libéranos de esos lastres par que todo cambie de verdad, tendría su precio: enfrentarse a todo el poder, el establishment.
Y ellos no lo van a consentir por las buenas, no van a renunciar a sus privilegiaos, sus ventajas, facilidades, para proseguir con esa manera tan desdichada y corrupta manera de vivir.
 
7315. ¿No te parece que te has pasado con la carta: ‘El ciudadano Artur Mas vota independencia y nos acerca más a la Guerra Civil? Y si hubiera, como tú dices, una guerra civil no armada, sino de todos contra todos, ¿tú y los que piensan como tú -fanáticos, carcas, que vivís como inmorales capitalistas en el peor sentido del término: corrupto-, no seríais también responsables? Y por eso, es que escribes en ese diario tan favorable a los capitalistas corruptos.
Dices: ‘Que todo es producto del vacío moral en el que ha caído España por alejarse de Cristo. Si lo prefieren, por olvidar sus esencias cristianas.’ Pero si la esencia cristiana, del cristianismo, es el perdón, el poner la otra mejilla cuando te abofetean. Y como no lo hacéis, vivís con una neurosis crónica -decís y queréis una cosa, que no la practicáis ni la hacéis real-. Porque los ricos, a los que defiendes, son corruptos e inmorales, necesitan la violencia, y la crueldad que genera, para poder seguir siéndolo. De lo contrario no lo podrían ser.
En definitiva, si se genera más desorden y confusión tú, y los que defiendes, también seréis culpables de ello.
 
7316. Quiero decirte que tú también eres culpable de esas corrupciones, porque sabías que estaban ocurriendo y callabas, mirabas hacia otra parte, con tal de mantenerte en el poder y sus prebendas, sus influencias y beneficios que conlleva. Y si no lo sabías, eso quiere decir que no estabas capacitado para desempeñar el cargo que tienes.
También te pregunto. ¿Tanta sed de mandar tenéis, que sois capaces de apoyar a esos corruptos e inmorales para poder seguir en el poder? ¿Es eso de izquierdas? ¿O. es de fachas corruptos e inmorales de izquierdas?
Primero, antes de ser políticos, deberíais de liberaros de esa sed de poder, de mando, de su vanidad y adicción. Como no lo hacéis ni sois de izquierdas, ni comunistas, ni buenas personas y por tanto ni buenos políticos.