Torni Segarra

Seleccionar página

* «Todo es por eso. Le pones cualquier cosa al principio de la frase y es igual. Los que matan, los que roban, los que buscan su ser interior, los que emprenden, los que roban… Todo es por amor».

Todo es por amor a sí mismos. Por querer vivir. Seguir viviendo pase lo que pase. Los pleitos, las disputas, la guerra.

 

* “Agito un pañuelo bajo tu ventana.

¿Crees que lo hago por ti?

No, no, no.

No es por ti.

Yo sólo agito un pañuelo bajo tu ventana”.

Si uno agita un pañuelo bajo la venta de alguien. ¿Será por algo?

O para un beneficio propio, egoísta. O para sacar algo del que vive en esa ventana.

 

* «Quien con monstruos lucha cuide no convertirse a su vez en uno. Cuando miras largo tiempo a un abismo, también éste mira dentro de ti».

¿Por qué hay que luchar con los monstruos? Ellos que hagan su trabajo; y cada cual, que haga el suyo.

 

* Todos somos iguales. Por eso, si te conoces de verdad. Es cuando conoces al resto de la humanidad.

 

* ¿Y qué importa el que lo haya hecho, y por qué lo ha hecho?

El pañuelo estaba moviéndose, agitándose. Punto y final.

Vayamos a los que necesitan ayuda, a los menos afortunados. Dejémonos de juegos intelectuales, banales, superficiales.

 

* «Sí, lo agita y dice ¡Viva la Vida! no es por ti es por la Vida que tú eres».

¿Tú cómo lo sabes, estabas allí?

 

* Si no hay pensamiento, solamente está la consciencia, la percepción. Todo unido, sin división alguna.

Es decir, el orden, el amor, operando.