Torni Segarra

Seleccionar página

* Diálogo entre David Bohm y Jiddu Krishnamurti,

“El discernimiento, ¿puede ser despertado en otro?

5

K: Probablemente “X” es el maestro. “X” se halla fuera de la sociedad, no está relacionado con este campo de la oscuridad y le dice a la gente: “Salgan de la oscuridad”. ¿Qué hay de malo en eso?

DB: Nada hay de malo en eso.

K: Esos son los medios de vida que tiene X.

DB: Eso está perfectamente bien en tanto él trabaja. Por supuesto, si hubiera un montón de gente como “X”, tendría que existir cierto límite.

K: No; señor. ¿Qué sucedería si hubiera una gran cantidad de personas como “X”?

DB: Ésa es una pregunta interesante. Pienso que ocurriría algo revolucionario.

K: Es exactamente eso.

DB: Toda la cosa experimentaría una transformación.

K: Sí. Si hubiera gran cantidad de personas así, ellas no estarían divididas. Ese es el punto. ¿Correcto?

DB: Pienso que, aun cuando hubiera diez o quince personas que no estuvieran divididas, éstas ejercerían una fuerza como jamás se ha visto en nuestra historia.

K: ¡Tremenda! Eso es cierto.

DB: Porque no creo que eso haya ocurrido jamás, que hubiera diez personas no divididas.

K: Ésa es la ocupación de “X” en la vida. Él dice que es la única cosa: un grupo de esos diez “X” producirá una clase por completo diferente de revolución. ¿Tolerará eso la sociedad?

DB: Ellos tendrán esta extrema inteligencia y sabrán encontrar el modo de hacerlo.

K: Por supuesto.

DB: La sociedad lo tolerará porque los “X” serán lo bastante inteligentes como para no provocar a la sociedad, y la sociedad no reaccionará hasta que sea demasiado tarde.

K: De acuerdo. Usted acaba de decir algo que realmente está sucediendo. ¿Diría entonces, que la función de muchos “X” es despertar a los seres humanos a esa inteligencia que disipará la oscuridad? ¿Y que éste es el modo en que los “X” se ganan la vida?

DB: Sí.

K: Entonces existen esas personas que en la oscuridad cultivan esto y explotan a la gente, pero están los “X” que no explotan. Muy bien. Eso parece muy simple, pero no creo que todo sea así de simple.

DB: Correcto.

K: ¿Es ésa la única función de “X”?

DB: Bueno, es realmente una función difícil.

K: Pero yo quiero descubrir algo mucho más profundo que la mera función.

DB: Sí; la función no es suficiente.

K: De eso se trata. Aparte de la función, ¿él qué tiene que hacer? “X” le dice a “Y”: “Escucha”. Y entonces “Y” se toma tiempo, y poco a poco, al cabo de algún tiempo, quizás despertará y se alejará de la oscuridad. ¿Y es eso todo lo que “X” va a hacer en la vida?

DB: Eso sólo puede ser la consecuencia de algo más profundo.

K: Lo más profundo es todo eso: “la base”.

DB: Sí; “la base”.

K: ¿Pero eso es todo lo que él tiene que hacer en este mundo? ¿Sólo enseñarle a la gente a salir de la oscuridad?”.

 

La base es caprichosa, unos la tienen y otros no. Por tanto, cuando alguien enseña dónde está lo negativo, lo hace como cualquier otra cosa.

No le da importancia, porque sabe que hay algo que nadie puede dominar -la base, la realidad, lo desconocido-.