Torni Segarra

Seleccionar página

* “Estoy vivo hoy porque algo muy dentro de mi alma decidió no rendirse”.

¿Cómo sabías que ibas a perecer -si eso es el futuro-?

 

* «Los esclavos felices son los mayores enemigos de la libertad».

A los felices, eso a ellos no les importa.

La felicidad es la ausencia de problemas, conflictos, divisiones, crueldad, violencia, guerra.

 

* «No me importa, te amo de todos modos. Es muy tarde para sacarte de mi corazón. Parte de ti vive aquí».

¿Eso es para que haya sexo, o es un proyecto para toda la vida?

Si el sexo se mercantiliza -solo sexo duro-, ¿está ahí el amor?

¿O el sexo en sí, ya conlleva el amor?

 

* En todas las relaciones entre las personas, se pueden manifestar todas las situaciones -amistad, celos, sexo, explotación mutua, etc.-.

Pues, en realidad eso es lo que somos; aunque lo disimulamos, lo escondemos.

Ya que la vida es como un negocio: tú me das, yo te doy. Y si no recibimos nada, llega el rechazo, la indiferencia.

 

* «El esclavo odia más al libre que a sus amos».

Porque es un esclavo racista.

 

* «Los esclavos felices son los mayores enemigos de la libertad».

Porque han conseguido colocarse. De manera que, han conseguido algunos privilegios. Gracias a los favores que, les han hechos a los amos.

 

* «Evolución y consecuencias».

La vida es destrucción, amor y construcción.

Todo lo que es, está sometido a la evolución, sean las que sean las consecuencias.

 

* “¿Es realmente difícil distinguir entre Pensamiento Voluntario e Involuntario?”.

El pensamiento verdadero no es voluntario. Solamente es.

Sin que el ‘yo’ opere.

El pensamiento voluntario es optativo, personal.

Fruto del ego, del ‘yo’.