Torni Segarra

Seleccionar página

* La actividad manual, la actividad corporal, tienen la capacidad de generar la energía para la creación de lo que necesitamos.

¿Saben lo que es construir una casa? ¿Una manta, un vestido, una computadora, la comida que comemos para alimentarnos?

Todo es empezar y todo lo que se necesita, llegará.

 

* El ego, el ‘yo’, genera desorden porque, llegan con el miedo.

 

* Programación: has de comer, relacionarte con los demás, has de ser amable o te convertirás en una fiera rabiosa.

Has de cuidarte para no enfermar, etc. No tener nacionalidad, ni religión ni política.

 

* Ese es el problema. Las frutas de los árboles tienen algo que las puede curar.

Pero las personas que están enfermas y aceptan la violencia, la guerra, ¿tienen algún antídoto para no ser un guerrero asesino?

 

* «Las verdades son ilusiones de las que se ha olvidado que lo son».

Toda la verdad que va contra la vida, contra la realidad de lo que es, es una ilusión.

La verdad es lo que vemos -la luna, el sol, la tierra, las personas, los animales, las alegrías y las miserias-.

 

* Somos la ignorancia. ¿La ignorancia se puede explicar?

¿Por qué somos ignorantes? Porque somos terrícolas.

 

* «El hombre se está convirtiendo en un esclavo voluntario.

Ya no necesita cadenas.

Comienza a encariñarse con su esclavitud, a sentirse orgulloso de ella.»

¿Ahora? Si eso ha sido siempre.

Las cadenas son la ignorancia, el miedo. Que lo hacen depresivo, o una fiera dispuesta a todo. Y por eso, hace la guerra.

 

* Luego, estamos como siempre: Es uno el que ha de cambiar, lo que se tenga que cambiar. ¿Es eso posible? Sabiendo que lo perfecto no existe.