Torni Segarra

Seleccionar página

* «Ellos entran a un edificio para hablar con su dios. Nosotros salimos al mundo natural… y nuestro Creador nos habla».

La degeneración espiritual es como la ecológica. Es la fatalidad de los terrícolas, la raza humana.

 

* La degeneración espiritual es como la ecológica. Es la fatalidad de los terrícolas, la raza humana.

 

* “Y sin embargo… Ramana Maharshi, Buda, Jiddu Krishnamurti, Osho, etc., tenían grandes dotes psíquicas, de esto no cabe duda, pero ignoraban que somos una subespecie de aquéllos primeros seres deportados a este antro universal por culpa del engaño del que fueron objeto al creerse iguales e incluso superiores a Dios… Esto es algo que ni siquiera sabían los arriba nombrados, los cuales ignoraban por qué nacemos en este valle de lágrimas, o porqué morimos de manera tan mísera… Una cosa no quita la otra”.

Y los animales que se devoran para sobrevivir. ¿Qué dices de eso tu dios? Porque los animales también son criaturas vivientes, que ha generado la naturaleza, el universo.

 

* Primero que nada lo que hacemos intencionadamente, es un mal paso; porque ese paso es del ‘yo’, que es división, desorden.

Los viajes a lo desconocido se pueden hacer mental o espiritualmente. En el ámbito físico, eso es otra cosa, lo desconocido.

 

* «¿Y que había antes del bigbang?».

¿Para qué lo queremos saber? Pues todo no lo podemos saber.

¿Estamos aburridos? Pues hagan algo: miren el desorden que hay por todas partes. Y el desorden cesa, cuando llega el orden que es inteligencia.

 

* No hay más ciego que el que no quiere ver. Vale más caer en gracia, que ser gracioso.
Todo eso aplicado a las personas, que están completamente desbordadas, por una revuelta para cambiar de dueño y señor.

Eso es lo que fatalmente los lleva a una guerra. Donde los malos pasan a ser buenos. Cuando todos son malos.

 

* «¡No sé! Es la única afirmación verdadera que puede hacer la mente».

Ni tan siquiera eso. Porque a veces, sí que sabemos.