Torni Segarra

Seleccionar página

2438. Cuando empezamos a ver diferencias entre mujeres y hombres, quiere decir que estamos todavía en un plano superficial, banal; y que solamente las vemos a través del sexo que nos pueden proporcionar.

 

 

2439. Hay que ser muy imprudente, atrevido, para decir a viva voz lo que otro quiere. Y lo puede decir, pero esa opinión está sujeta al prejuicio que tiene sobre esa persona.

Toda atracción entre las personas está supeditada a la seguridad que uno recibe del otro, que se transforma en placer. De manera que no hay otra ley por la que las personas nos movemos, actuamos; y para ello, utilizamos toda clase de palabras, acciones como donaciones y regalos, nuestra imagen corporal engalanada o no, etc.

 

 

2440. Desafortunadamente, siempre hay alguien que nos detesta. Creerse que alguien puede hacer el bien a todos, y que todos lo afirmen y acepten, ¿es eso posible?

 

 

2441. Creo que no has captado de lo que se está investigando, discutiendo, se trata de poner orden.  Y ese orden es el que va poner el orden en las calles, en los organismos oficiales, en el gobierno, en todos los ámbitos, y como no en la Iglesia Católica. Por supuesto, que el orden no nos gusta y por eso es que hacemos lo que nos da la gana.

Así que, mientras no vea esa necesidad de orden, como una verdadera y urgente necesidad, como la necesidad de comer, todo seguirá como lo hacemos ahora: que uno que ya es rico y poderoso, quiere robar, y lo hace sin ningún rubor; si lo descubren pasa unos años en prisión y cuando sale va a por el dinero escondido y a proseguí con su manera de vivir de desorden y maldad.

¿Tú, yo, todos, estamos dispuestos a vivir en ese orden, sin que la autoridad nos tenga que sancionar y perseguir para que lo cumplamos?

 

 

2442. Pero para que desaparezcan los secuestros en masa de niñas, violadas, vendidas; para que esos que lo hacen no tengan inmunidad ni apoyo, ni armamento de guerra, que les vendemos los occidentales, uno tiene que estar dispuesto a empezar él primero a respetar la ley -no la ley sólo escrita, sino la ley de la vida-. Y, eso sólo se consigue cuando se ve todo el desorden que hay en todos los ámbitos y estamentos, en cualquier lugar, vaya donde uno vaya.

El orden, la ley, no es algo que se pueda comprar en un supermercado, uno tiene que comprender su necesidad, su urgencia, por ver toda la maldad, la crueldad, la violencia, el dolor que genera el desorden. Es uno el que tiene que empezar, y no excusarse en que nadie es honesto, que todos somos corruptos; que yo sólo lo que haga, no tiene valor ni transcendencia. Pues, todo eso quiere decir que no hemos comprendido, la urgencia de la acción para que se genere el orden. Si lo vemos claramente, con toda la belleza que genera, entonces uno se hace responsable de su vida, de cómo la vive, sin importarle lo que hagan los demás. Porque el orden, se ha convertido en algo tan necesario como el alimento o el aire que respiramos.

 

 

2443. Creo que el obstáculo principal para llegar a un acuerdo de gobernabilidad, ha sido el mandato de no aceptar la posibilidad del referéndum de libertad, independencia, para Cataluña. Sin ese fanático y excluyente mandato la situación hubiera sido más abierta y libre; y; no hubiera estado trabada por los carcas, fachas, nacionalistas centralistas excluyentes españoles.

 

 

2444. Pues, venga a reclamar, a protestar, a manifestarse, a hacer charlas y conferencias, etc., en las que se informe y explique con todo detalle lo desfavorecida que está tu Autonomía o Región.

Hay que insistir en los que mandan: el gobierno nacionalista centralista español. Este gobierno sí que tiene el dinero necesario para dar a sus amigos los banqueros, que saquean la caja y entran en quiebra, pero ese dinero que es de todos, no lo reparte con todos.

Los que instalan su empresa en Madrid tienen ventajas, entre ellas las fiscales, así como los que lo hacen a un centenar de kilómetros a la redonda. Recuerda, que para que haya ricos tiene que haber pobres. Como se ve con Europa y África, Sudamérica, Extremo Oriente, donde saquemos todo lo que pudimos, ya ahora seguimos haciéndolo.

 

 

2445. No juzgues a nadie porque peca, porque lo hace como tú: hacer algún daño a las personas, animales, la naturaleza.

 

 

2446. En realidad, no sabemos lo que tenemos hasta que se pierde o desaparece. Entonces vemos la levedad, lo poco que somos.

 

 

2447. Por eso el vacío de la mente, donde el ‘yo’ y sus inventos no puede operar, es preciso. Pues, el pensamiento y la mente sólo pueden ser en el ámbito de lo conocido, que es el pasado, lo que ha sido gravado a lo largo de miles de años; donde siempre está emergiendo o queriendo emerger a la superficie de la mente, manifestándose mediante el parloteo, imágenes.

 

2448. Todo es más sencillo, para los que creen en dios, toda criatura es de su propiedad; o es la divina providencia que nos proveen de lo necesario para comer y sobrevivir. Pero, ¿qué tiene eso que ver con la macabra tortura de un toro, que es humillado, maltratado, asesinado violentamente, como en el peor de los sueños, para que una turba de subdesarrollados mentales se diviertan?

Nunca, que se sepa, ni se ha visto que la autoridad eclesial católica ha alzado la voz en defensa de la vida de los toros, y en contra de la tortura y de su asesinato sanguinario

Por eso, el mandato de no matarás para los que comen carne, no es posible. Pero para los que matan por diversión, entretenimiento, por placer festivalero, esos sí que están acabados, sucios por el pecado desobedecido de no matarás.

La autoridad tiene la responsabilidad de que las personas más incultas en sabiduría de la vida, dejen es hábito folclórico nacionalista tribal, fanatizadas por la visión de la sangre, el dolor, la muerte como un espectáculo, de crueldad por el desequilibro e injusticia, de la diferencia del toro, un animal, y la persona que se enfrenta contra él.