Torni Segarra

Seleccionar página

5449. No, no. Tanto el odio, como el amor, pueden hacer mucho ruido, o mucho silencio. Porque el amor todo lo abarca, todo lo engloba.

 

5450. El amor es todo eso que sea descrito. Y todo lo contrario. Pues el amor es la totalidad de todo lo malo y de todo lo  bueno.

 

5451. La envidia, la vanidad, el egoísmo, todo es lo mismo: una lucha contra el reloj para llegar a la hora, para ser los más eficientes. Y una lucha por la comparación, para ser más o igual que los otros.

O sea, todo deseo psicológico para satisfacer y ocultar nuestras miserias humanas.

 

5451. Si te comparas con un gurú, maestro, salvador, iluminado, estás perdido. Porque vives detrás de la imagen que te has hecho de ellos. Cuando ellos son igual que tú, lo mismo que tú. Aunque un poco más desarrollados mentalmente. Pero sufren, disimulan o mienten, son corruptos según los patrones de la sociedad, inmorales. Es decir, son como todos: queremos, pero no podemos.

 

5452. Que se preparen porque ya han abierto el melón castizo español: vara, a callar, tú nunca tienes razón. Y si no me haces caso, peso mucho, tanto como una gran montaña y te aplastaré.

 

5463. Hoy te he visto en el programa….

¿No crees que dando toda la culpa a una parte -siempre ha habido y habrá dos o más partes-, pones la paz necesaria que los empresarios necesitáis? A no ser que sea la paz a costa de un millón de asesinados. ¿Tú, quieres eso, que podrían ser algún pariente, algún hijo o nieto, etc., tuyos?

Pues, como catalán que eres, sabes que si no se resuelven los problemas de la independencia, nunca habrá paz. Es tu destino y el de los catalanes, que no son como los andaluces ni los daneses. Son como son. Y no hay más cera que la que arde.

 

5464. Yo sí que sé cómo vérmelas con la corrupción: ser lo menos corrupto posible en todos los ámbitos de la vida: en el comer, en el dormir, en el sexo, en el dinero, en los vicios, en las mentiras y falsedades, en el trabajo o no hacer nadas, y en todas las relaciones con los seres vivos.

Si uno lo intenta, se siente liberado de culpabilidad. Porque no es insensible, indolente, indiferente al sufrimiento y al dolor tanto de los demás, cómo el de uno mismo.

 

5465. Decir que damos a un hijo un amor incondicional, porque no hay nada como el de una madre, ¿es eso cierto, es un hecho o es fruto del condicionamiento, de la ignorancia? Si nos miramos muy en lo dentro de nosotros, nos damos cuenta que tenemos miedo de perder lo que amamos, miedo a estar solo, a no ser nada, a encararme al vacío sin nadie que nos ayude. Y por tanto, como es tan insoportable la vida que llevamos, inventamos toda clase de fantasías, de historias, de sueños -no del dormir, sino el de suspirar por algo-.

¿No han visto esas personas que sacan a los perros a pasear? Todos dicen: ‘Voy a pasear al perro’. Pero si el perro pudiera hablar diría: ‘En realidad soy yo el que saca a mi dueño a pasear’. ¿Han captado el ‘misterio’? Pues eso mismo lo hacemos con todo, con el esposa, la amiga, los hijos, en todas las relaciones; si no hay un beneficio, que es el placer del que vamos tras de él, no hay motivación, no hay energía, nos entra pereza, todo son excusas.

Así que el amor -no importa decir verdadero, medio, casi entero- no quiere ganar nada: ni placer, ni apegos con los demás, ni poder, ni nada material ni espiritual. Pues el deseo, ruidoso o suave, genera la corrupción donde el amor no puede ser.

 

5466. El problema es que no hay solución. Pues el condicionamiento, que es ignorancia, lo impregna todo y todos.

La única posibilidad es hacer lo que queremos que hagan los demás. Pues si obligamos, eso mismo nos pueden hacer a nosotros. Y ya estamos en el mismo paradigma de siempre: de conflicto, de enfrentamiento, de lucha, violencia, guerra.

 

5467. ¿El nacionalismo exacerbado no lo es también el nacionalismo centralista español? En tantos años de conflicto con Cataluña, mira si es exacerbado, que no lo quiere resolver, lo quiere aplastar como lo hizo dictador Franco, con sus miles y miles de muertos, miles y miles de exiliados. Y aún estamos igual como siempre. Por eso, no creas que esto se va acabar ahora con la represión, brutal, cruel.

Esto seguirá siendo para largo. Porque el conflicto no ha hecho más que empezar a recrudecerse, inflamarse.

Puede que la solución del problema pase por reconocer que el nacionalismo centralista español es exactamente igual, lo mismo que el catalán. Pero con la salvedad de que el español es mucho más poderoso, tiene todo el aparato del poder -instituciones, ejército, etc.-, que siempre lo ha usado, como ahora lo ha hecho usando la amenaza, la fuerza de las instituciones que están exclusivamente a su servicio.

Pero insisto esos remedios, esas medicinas, nunca en doscientos años no han surgido ningún efecto a la hora de resolver el conflicto, que como siempre, puede desembocar una vez más en violencia. 

 

5468. Cuenta bien, hombre. No te inventes cosas que no son. Que por ahí es por donde empiezan todos los conflictos: mentiras y falsedades para seguir siempre ganando. Per si lo estudias bien verás cómo está confundido, equivocado. Y por eso, rectifica y no pongas más gasolina al fuego porque te puedes quemar tú, y todos los demás.