Torni Segarra

Seleccionar página

* “Si hoy no luchas, mañana no llores”.

De todas las maneras lloraremos. Pues la vida es un llorar continuo. Porque aún ganando, triunfando, los lloros van a estar ahí.

¿Qué podemos hacer? Vivir lo que a uno le toque vivir, con libertad, con amor.

 

* Lo descrito se puede resumir en: nada por arriba para cubrirme; ni nada por abajo donde apoyarme. O sea, la nada tal cual es.

Pero, incluso si nos agarramos a eso, se convierte en lo viejo, lo conocido, y repetitivo.

 

* El éxito está en poder morir a la mente, el pensamiento. ¿Eso puede ser? No. Porque seríamos dementes. Sólo hay que comprender la mente y su pensamiento.

 

* Creo que hace falta, algo más que el raciocinio.

Como tú sabes, la vida es muy misteriosa. Puedes recibir un reto altamente perturbador, que nos desborda. Y nos hace hacer lo que nunca queríamos hacer.

 

* Si dios es todo, el creador de todo. También creó al diablo.

Es como si quisiéramos decir, que los leones son asesinos, sin escrúpulos.

Dios creó a la naturaleza. Y todos en la naturaleza están obligados a comerse a los otros, que pueden con ellos.

Y esas víctimas, también tienen otras víctimas para alimentarse. Por lo que el mal y el bien no existe. Sólo existe el proceso de la vida en acción para sobrevivir.

¿Podemos ver ese mismo proceso en el comportamiento, las necesidades de los seres humanos?

 

* El amor no se puede atraer, llamar, buscar. El amor es un regalo, un capricho de la vida. Que viene y se va, sin que podamos escrutar el por qué.

 

* El hombre es necio. Y cree que, haciendo daño, dejará de serlo. Y entonces, es cuando es más necio, atrevido para hacer más daño aún.

 

* “¿Es el sexo exclusivo para el placer o exclusivo para la procreación? La célula masculina y la femenina se juntan para crear vida”.

Sí. Pero los seres humanos, tienen la capacidad de enfrentarse a la naturaleza y sus leyes, yendo más allá de ellas. Aunque absolutamente no la puede derrotar; de lo contrario, se autodestruiría.