Torni Segarra

Seleccionar página

* “Me parece que la cualidad de un deseo estará determinada por la cualidad o estado de la mente que lo produce”.

El problema está en que hemos de responder a un reto -sexo, odio, deseos contrapuestos, crueldad, violencia-. Y tal vez, ese reto, deseo lleve mucha urgencia.

 

* Lo que piensas, es el resultado de la programación.

 

* ¿Nos olvidamos que lo más importante es vivir en paz, sin división ni conflicto?

Y eso solamente llega, cuando uno tiene unas buenas relaciones, con la persona con quien convivimos. Con las personas que pasan por la calle, con las que viven a cinco mil kilómetros, en la otra parte de mundo.

Y eso quiere decir, tener empatía con los que pasan hambre, viven en la miseria. Ya que ellos, también sienten y sufren como nosotros; cuando enferman, tienen frío o calor, cuando son golpeados, maltratados como si fueran animales.

Dejémonos de experiencias, de distracciones ‘elitistas’ creyendo que lo sabemos todo y vivimos en el séptimo cielo.

Todos de una manera o de otra, somos responsables de todo el dolor, el sufrimiento que pasa toda la humanidad.

 

* El panteísmo es la creencia según la cual, todo cuanto existe participa de la naturaleza de la unidad, del universo.

De manera que, todo es una unidad indivisible.

 

* No se trata de afecto especial, se trata de compasión, de amor. Y en el amor, no hay diferencias. O sea, se ama o no.

 

* ¿Es adecuado exponer fotos donde las personas ponen en riesgo, en peligro su cuerpo, su vida?

Si tuviéramos amor, le daríamos realmente la importancia que tiene el cuerpo, la vida.

Y dejaríamos de hacer tonterías exhibicionistas.

 

* No seamos inocentes.

La vida tiene su parte buena, su orden y su parte mala, absurda.

Sólo con la comprensión de este drama, llegará la aceptación.