Torni Segarra

Seleccionar página

–Interlocutor 1: ¿¿¿El cáncer son células del mismo cuerpo que deciden alinearse y alimentarse de células comunitarias … el cáncer será células con ego??? porque no aportan nada al bien común … sólo piensan en ellas, a pesar de que si se muere su anfitrión ellas también mueren.

–Interlocutor 2: No es teoría. Solo filósofeo ..la célula cancerígena tiene adn del cuerpo y sólo vive en su cuerpo y se alimenta de él… y eso es negativo… ¿¿Si somos humanos por nuestro adn y nos atacamos entre nosotros, no nos comportamos como cánceres?? ¿No deberíamos trabajar para el bien común…??

–Interlocutor 3: Sería una teoría muy acertada… ¿¿no te parece?? a no ser que sufrir te parezca satisfactorio y positivo.

–Interlocutor 4: Así de perfecta es la obra de la vida, como el río busca el mar y las águilas buscar ardillas, algunos buscamos teorías acertadas, huir del sufrimiento persiguiendo satisfacción. A veces también nos quedamos quietos observando la inmensidad del universo y se nos olvida tener compasión a eso diminuto que somos.

–Interlocutor 5: El ego es solo un término para poder conocernos y entender los juegos de la mente… aceptar como todo perfecto… es condicionar a tu favor lo que se observa… es una decisión personal… que te acerca a la paz… el ego es un formato mental… condicionado… un personaje… es imperfecto… por no ser total sino parcial… y no creo ser alguien diminuto ya que formó parte del todo… los límites son sólo mentales…

–Toni: El ‘objetivo que cumplir’, es sobrevivir y reproducirse.

Esa es nuestra programación, por donde empieza toda la trama de la vida.

Que nos ha llevado hasta aquí, a vivir como lo hacemos.

–Interlocutor 6: Rabia a la Madre.

–Interlocutor 7: Cáncer es culpa reprimida.

–Interlocutor 8: Hay que abrazarlas porque son tus células también. Hacer las paces con ellas.

–Toni: Hay que abrazarlas porque son tus células también. Hacer las paces con ellas.
Para hacer las paces, se puede intentar. Pero, tal vez, nos jugamos nuestras vidas.

Si llegara la paz, es cuando podríamos decir que lo perfecto, la curación de la maldad, de la enfermedad, ha llegado.

–Interlocutor 9: Me hace gracia lo de que muere su anfitrión jaja. Todo sucede en nuestra mente, TODO. Y no es que sea una insensible y esas cosas, ¿eh? Mi madre murió de cáncer, y mis abuelos, amigas, mi tío, hermano de mi madre… lo he vivido de cerca muchas veces, pero cuando alguien muere de cáncer, es un aprendizaje para ti. (Nadie muere en realidad, sólo lo proyectamos para reconocernos ahí, como con todo)

–Interlocutor 10: El ego es parte de nuestro ser debemos abrazarlo con Cáncer o sin él.

–Interlocutor 11: Ah, sistema fractal, tu imaginación, maravilla.

–Interlocutor 12: Bien, no hay ni ha habido nunca nada que corregir al respecto. No tenemos intervención en el asunto, la vida sola sigue su curso. El humano es un perfecto animal.

–Toni: Si vemos que somos ‘un perfecto animal’. ¿Por qué no dejamos de serlo? 

–Toni: Como todo en la vida, lo que nos parece importante. Tanto puede ser una cosa u otra. Si lo miramos en modo micro, todo parece que se complica. Y si lo miramos en modo macro, todo se simplifica -hasta llegar a la nada-.

La nada, es lo que no podemos comprender: el infinito, lo eterno, lo nuevo.

En cuanto a la curación, es un misterio. Porque, nuestro destino es morir. Y como es preciso, de algo hemos de morir.

Por lo que el problema es, ¿por qué le damos tanta importancia a una sola enfermedad, siendo que hay muchas de que morir? Es por el miedo, el espanto que nos causa el Cáncer.

–Interlocutor 13:  No esperes a estar sano para la paz, porque has sido creado en ella. Dios no te ve ni enfermo ni sano, te ve como su Hijo. Debemos entregar la carencia para ser transformada esa es nuestra vida.

–Toni: Eso mismo sucede con la libertad. Que hasta que no te das cuenta que no hay libertad. Esta no llega.