Torni Segarra

Seleccionar página

* Descubrir lo verdadero, no es un acto volitivo, de querer, de deseo.

Lo verdadero puede verse, cuando uno mira hacia otro lado. Sin ninguna intención.

 

* En toda guerra, todos los que participan en ellas hacen masacres, barbaridades. Cosas que no vemos, porque los que lo hacen sienten vergüenza.

A pesar de ser torturadores asesinos, sádicos, locos de los más peligrosos a la hora de hacer su trabajo: sacar información, eliminación de alguien que se la tienen jurada -Bin Laden, que no fue llevado ante un juez para ser juzgado y todos los comparsas callaron. Cosa sagrada para los norteamericanos, que las autoridades tenían que defender ante los histéricos que querían lincharlo, asesinarlo extrajudicialmente-.

 

* Tú sé cómo quieras ser. No hay ningún problema.

Todo está dentro de lo que es.

 

* Aceptar la culpabilidad -que es que uno ha hecho una estupidez-, es la santidad.

 

* ¿Y por qué no tenemos compasión y tratamos de enseñarle de la única manera que entenderá: el amor?

 

* Toda afirmación rotunda, sobre algo que decimos que es al 100% la responsabilidad de alguien. ¿No es un error?

Porque nosotros, no podemos saber todo. Los que los saben todo, son los fanáticos, integristas, idolatras, paganos, supersticiosos.

 

* Para saber si el ‘yo’ existe. Nada más hemos de ver cuál es la relación con las cosas que conviven con nosotros.

Y, ¿cuál es la relación que tengo con toda la humanidad?

 

* Estamos tan idiotizados, que no vemos la belleza que tiene la vida. Viven agarrados, atrapados en una sola idea: lo que yo digo y hago, es lo verdadero, todo lo demás no me interesa.

¿Dónde está el amor ahí? Así que, el amor nos da miedo.

 

* Entiendo la culpabilidad en el sentido de decir: sí he sido yo, en mi estupidez.