Torni Segarra

Seleccionar página

* Al final en toda contienda. Uno ha de ceder, renunciar, morir. Para que no llegue la guerra. O proseguir y vivir la guerra.

* Creer en el amor. Es algo imposible como las personas creen que es el amor. Porque el amor para que sea, ha de haber libertad total.

De manera que cuando decimos os amo, estoy lleno de amor por ti. Eso lo decimos en un momento, en un instante. Pero al siguiente instante, ya el amor se puede tornar en desagradable, pesado, odioso. La vida es así.

Aunque nos gusta crear y creer en cuentos infantiles, románticos, llenos de emoción. Es decir, todo un peligro para el amor, que es libertad.

* Si no hay libertad total. No podrá haber travesuras.

* ¿En el río del espíritu solamente? Ha nacido para ser libre en todo el universo.

* Cualquier persona que no converja con nosotros, nos hará sentir temeroso, triste.

Todas las personas podemos generar en la demás tristeza. Unos a otros. Queramos o no.

Y de la misma manera, también generarnos alegría, dicha, éxtasis.

* Mientras estemos atrapados por ideas, teorías. Ya sean políticas, religiosas, o de lo que sean. El sol no podrá salir. Porque esas ideas lo tapan. Ya que las creencias, la fe, nos dividen de los demás.

Haciéndonos egoístas fanáticos, peligrosos. Y de ahí, viene la guerra. Porque el ambiente divisivo genera el racismo, la xenofobia. Mientras no cese la división, la fragmentación interna. Ni los mesías, ni los maestros, ni los gurús, ni los dioses, sirven para nada.

Sólo para proseguir con el paradigma del egoísmo, de la división, que desde hace un millón de años va con nosotros.

* Crees que alguien leerá esa cantidad de información, tan abstracta, que envías. ¿Es sólo para mí o para más personas?

* No es el cambio climático. Pero sí que lo es. Es como mirar el vaso de agua. Que unos dicen que está medio vacío. Y otros dicen que está medio lleno.

Las cosas, las situaciones, no se miden por milímetros, o por el peso en gramos.

Las cosas nosotros somos incapaces de resolverlas solamente. La naturaleza, como no puede ser de otra manera, actúa implacablemente ya sea en los incendios, como en la pandemia que nadie se escapa. El desorden, el caos, genera más de lo mismo.

* Ahora falta saber qué es dios. No lo que hemos estado diciendo siempre -desde hace un millón de años-.

*  “Reza para que haya vida inteligente en algún lugar del espacio, porque hay un maldito, todo aquí en la tierra”.

Cuando alguien de la tierra llegue a un lugar del espacio, donde haya vida inteligente. Toda la programación irá con él. Y la expandirá en ese lugar del espacio.